Pulpo a feira al vapor

#Pescados y mariscos 10 julio 2018

El pulpo, cefalópodo por excelencia en Galicia, es muy versátil en la cocina pero la forma más tradicional es cocido con patatas y aliñado con sal, pimentón dulce y/o picante y un buen chorro de aceite. Plato sencillo y delicioso. Hoy vamos a hacerlo al vapor dónde vamos a conseguir la textura perfecta y con todo el sabor. El pulpo para que tenga una buena textura hay que "mazarlo" es decir, golpearlo para romper las fibras pero, como no nos vamos a liar a tortas con él lo mejor es congelarlo.  Las fibras musculares de los pulpos se encuentran superpuestas las unas a las otras y reforzadas y endurecidas por el colágeno y tejido conjuntivo (entre tres y cinco veces más que cualquier pescado). Al cocerlo se produce una contracción del colágeno que contienen los músculos lo que produce que el pulpo quede duro. Al congelarlo lo que estamos haciendo es romper el colágeno con los cambios bruscos de temperatura, por eso nos quedará tierno.


Ingredientes ( 4 p.)



  • Un pulpo de 1,8 kg aprox.

  • 4 patatas medianas

  • 1 l de agua

  • sal

  • pimentón dulce y/ o picante 

  • aceite de oliva virgen extra


Preparación:



  1. Echar el agua en el vaso. Colocar el pulpo entero, ya limpio y descongelado, en el recipiente Varoma y poner por encima las patatas peladas y enteras. Si el pulpo se nos adhiere a la base del recipiente varoma podemos colocar la mariposa tumbada en la base para favorecer la circulación del vapor. Tapamos el recipiente y lo colocamos en su posición. Programamos 60 min/ Varoma/ vel cuchara

  2. Pasado el tiempo, destapamos el varoma, sacamos las patatas y el pulpo y los troceamos a nuestro gusto. Yo dejo los tentáculos enteros y cada comensal se lo trocea y aliña al gusto con sal, pimentón y aceite, al igual que las patatas. Y, a disfrutar de este manjar ;)